Enderezando el vuelo

Llevamos largo tiempo diciendo que el problema de hacer crecer al aeropuerto de Peinador era el conseguir socios fiables. Nuestro inclito Abel Caballero se casó con Air Nostrum y los resultados hablan por sí solos, un desastre. Parece, por fin, que nos da la razón y busca algún socio que pueda traer una mayor proyección como Ryanair. Acertaría en este caso, pero a lo mejor un poco tarde, su prepotencia nos ha hecho perder cuatro años, pero hagamos el cambio y veamos si los resultados lo justifican, lo que ya sabemos es que seguir como estamos no trae beneficio alguno. Esperemos que no se trate de una simple maniobra en vista de las elecciones municipales que se celebran en poco más de 2 meses. Vigo, con la competencia feroz que le rodea, necesita socios de esta clase.

Menos palabras y más hechos 3

La salida de la crisis económica en el terreno aeroportuario también va a tener un coste mayor para Vigo que para otras ciudades de Galicia.

La crisis económica se manifiesta en que hemos pasado de ser la ciudad número uno de Galicia en PIB/población a ceder el liderazgo sin visos de cambio a A Coruña. En el terreno aeroportuario, el resultado va a ser peor. A pesar de una inversión de más de 150 millones de euros, la mayoría provenientes de fondos europeos y deuda emitida por AENA, y una nueva terminal con capacidad para hasta 4 millones de pasajeros, el aeropuerto de Peinador ha pasado en 8 años, casualmente los que lleva en la alcaldía Abel Caballero, de acercarse al liderazgo de Lavacolla a situarnos en último lugar y con escasas perspectivas de salir del farolillo rojo.

pasajeros_aeropuertos_galicia_2006_2014

Cuando se han manejado más de 1800 millones de euros en 8 presupuestos municipales, los ciudadanos tenemos derecho a tener mejores resultados aeroportuarios. Los problemas no son de infrastructura, fíjense sino en la terminal de Alvedro, ni que A Coruña y Santiago se muevan en el proceloso mundo de la subvención de vuelos. Lo grave es que Vigo no haya acertado. Porque dar dinero ya lo dábamos para el vuelo a Londres de Vueling y fracasó. Dinero le dimos a Volotea y de la famosa base no sabemos nada. Dinero le hemos dado y vamos a dar a Air Nostrum varios años más, y Peinador no despega. El problema está en que hemos gastado mal nuestro dinero, escogimos mal la pareja y los otros escogieron mejor. Actuamos mal y tarde. Vueling, Air Europa, Ryanair son bastante mejor socio que los novios de Abel Caballero: Volotea y Air Nostrum.

Gritemos, lamentemos, o como gusta el actual alcalde, culpemos a otros pero el error es de los dirigentes de Vigo, que reaccionaron tarde y mal para conseguir compañías aéreas interesantes para Vigo. Eso es lo que tenemos que cambiar el 24 de mayo: menos llorar, menos lamentar, menos mirar hacia otro lado y más hacer con un gobierno municipal inteligente y decente que se preocupe de Vigo.

Peinador no despega 7

El declive del Peinador como aeropuerto refleja los problemas de la ciudad de Vigo.

Por un lado, nuestro declive económico se refleja en los fríos números. Nuestro aeropuerto, que llegó a alcanzar 1,3 millones de pasajeros al año, tenía un punto débil: la dependencia en un 50% del pasajero de negocios, es decir, el pasajero ligado a la actividad económica y que usaba las tarifas más caras, porque no las pagaba él, sino su empresa. Por tanto, cuando la crisis llega, baja lógicamente el número de pasajeros, pero las empresas también bajan sus gastos operativos y claro, nosotros estábamos monopolizados por las compañías de alto coste y no éramos sede de ninguna compañía de bajo coste porque se desoyó el consejo de un tipo llamado Carlos Príncipe, que en 2004, en la última campaña para el Senado, reclamó un acuerdo con Ryanair o Easyjet. Vigo no hizo esos acuerdos pero Oporto sí y hoy vemos lo que sufrimos. Incluso para ir a París, Madrid, Barcelona es más barato ir desde Oporto que desde Vigo. ¿Quieren números y datos reales?, lean el magnífico reportaje lleno de datos que firma hoy Carlos Punzón.

El segundo error es que las élites que nos gobiernan, en el Concello de Vigo, en la Cámara de Comercio, Diputación de Pontevedra, Xunta de Galicia y AENA, son torpes, les preocupa más el titular del periódico del día y la foto que ir a buscar soluciones eficaces. Hemos pasado de denunciar las subvenciones a proponerlas, y en vez de buscar un buen médico para nuestro enfermo aeropuerto , acudimos al primer curandero que nos camele. ¿Por qué tres millones y medio solo para los próximos 4 años?, ¿cuál es el objetivo que queremos alcanzar en número de pasajeros y coste medio del billete aéreo?, ¿cuáles son las rutas que permitirán atraer nuevos públicos del norte de Portugal y del resto de Galicia?, ¿qué interconexión e intermodalidad podemos proponer con el tren, autobús, transporte urbano y metropolitano?. De estas cosas ni se habla ni se opina, lo urgente es llegar al 24 de mayo de 2015 al precio que sea, aunque solo sea maquillaje de un grave enfermo. En la política, como en la medicina, si queremos resolver problemas, no se puede tocar de oídas y en Vigo y en Peinador, Abel Caballero ahora y Corina Porro anteriormente, tocaron y tocan de oídas.

Les voy a decir dos buenos puntos de partida. Primero vayan a pedir consejo, pagando, al experto que ha hecho al Aeropuerto de Sá Carneiro un éxito innegable a nivel europeo, se llama Fernando Vieira y lleva 17 años siendo el director de ese aeropuerto hermano. En segundo lugar, ¿por qué si AENA quiere privatizar su gestión, no valoramos participar en esa privatización de Peinador?, más futuro que los casi 150 millones de euros en aceras seguro que tiene. Por eso, para que Peinador se cure de su declive, necesitamos los vigueses el cambio democrático el 24 de mayo de 2015.

Un secreto de Peinador 2

Ahora es Air Europa la compañía aérea que ha decidido retrasar el primer vuelo de la mañana para así no pernoctar ningún avión ni tripulación en Vigo. Antes fue el turno de Air France, Iberia y sucedáneos.

¿Por qué las compañías aéreas restringen al máximo dormir fuera de sus bases operativas?. No, no es una maldición sobre Vigo, no es que nos tenga manía Feijoo, es simplemente reducir costes. Si un avión “duerme” en Vigo, además de las tasas aeroportuarias de estacionamiento y demás, hay que pagar los gastos de hospedaje y manutención de las tripulaciones, junto con las dietas de todos y cada uno de los tripulantes. Multipliquen por 300 días y verán que sale en un piquito.
¿Qué hacen las compañías?. Como las low-cost no dejan margen para subida de precios, trasladan ese coste vía horario al pasajero. Si no estás en Barajas,el Prat o Roissy antes de las 9 de la mañana, perderás el primer enlace. Y por la tarde, si el último vuelo para Vigo es antes de 8 de la tarde, tu viaje durara 1 día más.
Soluciones hay, la misma que se le va a dar a la compañía aérea Volotea, porque con los dos millones de euros que nos va a costar esa compañia, conseguíamos mejor servicio de Vueling, Air France, Iberia y Air Europa. No debemos olvidar que uno de cada dos usuarios de Peinador lo hace por motivos de trabajo, y para esos pasajeros los aviones de primera hora de salida de Vigo y última hora de llegada a Vigo, son fundamentales.

Usemos la inteligencia. Vigo no necesita un alcalde que se lamente, los vigueses necesitamos un alcalde que resuelva los problemas de Peinador lo mas rápido posible. Y ese no se llama ni llamará Abel Caballero.