Todo queda en familia 1

Es noticia entre la comunidad portuaria de Vigo, el fiasco de la recién inaugurada plataforma de Bouzas. Dicha plataforma se construyó para facilitar el embarque y desembarque de los camiones y demás vehículos que entran en los barcos que configuran la famosa autopista del mar entre Vigo y Saint Nazaire. Pues lleva 10 días y es un pequeño fracaso. No lo decimos nosotros, imagínen como tiene que se la cosa, que hasta el oficialista Faro de Vigo, ante las quejas de los usuarios, ha tenido que reconocer el fracaso.

Lo que el diario local les oculta es que el ingeniero que diseñó mal la plataforma, es el yerno del concejal Ángel Rivas, que fue miembro del consejo de administración de la Autoridad Portuaria de Vigo, cuando don Abel Caballero era el presidente del Puerto de Vigo. El señor Juan José Escolar acompaña al concejal y suegro, el señor Rivas, en la operación Patos. Como verán, superamos en cutre a las corrupciones del PP madrileño. La esposa del ingeniero Escolar, doña Alba Rivas, también adquirió piso de protección oficial en el Casco Vello, coincidiendo con su padre como miembro del gobierno municipal de Caballero. Igualito que las hijas de Ignacio González, que también obtuvieron pisos de protección oficial mientras su padre era miembro del gobierno de la comunidad de Madrid.

Reírse para no llorar. Pobre Vigo, y que poco saben los vigueses sobre cómo las familias de los que nos gobiernan abusan y mal usan lo público.

Llegan tarde 2

Les recomiendo que lean editorial en el Faro de Vigo de hoy sobre el puerto de Vigo. Merece la pena, denuncia bastantes cosas que ya decíamos algunos en el Plan Estratégico de Vigo y su Área (PEVA) en 1993. Es cierto que uno de los problemas más graves de Galicia es el desequilibrio territorial norte-sur, pero también el interior-costa. En los últimos 17 años, ese desequilibrio entre el norte (A Coruña y su región urbana) y el sur (Vigo y su área) ha vivido un momento histórico de cesión del liderazgo al norte. Tanto en PIB por habitante como en renta por habitante.

Esta transferencia del liderazgo económico, y por tanto político y social, se ha producido no solo por decisiones políticas de la Xunta de Galicia y el gobierno de España, que han tenido impacto presupuestario como el puerto exterior en Punta Langosteira o la entrada del AVE en Y en Galicia, sino también por el factor privado. El emprendedor ha mudado del sur, donde estaba hasta 2004, hacia el norte, donde está ahora y cada año la diferencia a favor del norte se incrementa más. Cuando se produjo este fenómeno, ¿qué hicieron las élites del sur?. Faro de Vigo era y es parte de las élites, marca la agenda política. Y Abel Caballero, desde el 22 de septiembre de 2005 en que retomó la actividad política como presidente en el Puerto de Vigo, estaba y está en la escena. ¿Qué hicieron estas élites?. Equivocarse.

No se escuchó a Abel Caballero cuando se discutía la entrada en L de la alta velocidad por el sur de Galicia. No dijo nada para no enfadar a su partido a pesar de que la agrupación viguesa del PSOE y la UGT de Vigo defendieran la L. No se escuchó a Abel Caballero manifestarse en contra de Punta Langosteira, mientras sí se pudo escuchar al PSOE vigués llevar una moción y aprobarla en el pleno del Concello de Vigo sobre este tema. El iluminado Caballero descubre el AVE a tres meses de las elecciones municipales de mayo de 2007, y monta un numerito con el secretario de estado de infraestructuras del gobierno de Zapatero, que le pone por escrito que en 2012 el AVE llegará a Vigo, y si no fuera así, Caballero dimitiría. Aún estamos esperando por el AVE y por la dimisión.

Más grave fue cuando el ministro amigo de Abel, José Blanco, mediante la colaboración de González Laxe, prioriza en Europa a Punta Langosteira como puerto nodal y relega al puerto de Vigo a un papel secundario. No convocamos manifestaciones desde el Concello ni declaramos enemigo de Vigo a Blanco. Todo lo contrario, nos abrazamos en público a él. Y mientras Caballero y las élites de Vigo se equivocan en el tema de la fusión de las cajas gallegas, abducidos por Gayoso y entregan la sede al norte. La historia ya saben cómo termina, los genios de Caixanova en la cárcel y Vigo fuera del mapa financiero regional.

Y mientras la crisis de 2008 golpea y desnuda a los viejos sectores industriales del sur, aglutinados básicamente en torno al metal, en el norte se consolida un liderazgo global (Inditex) que no solo afecta al textil, sino que afecta a más sectores, desde la logística al diseño pasando por nuevos materiales, marketing, montaje, etc. Universo Inditex con proyección mundial.

Decía Octavio Paz, cuando se derrumbó el muro de Berlín, que no había nada que celebrar con el fracaso del comunismo, que quedaban las preguntas por las que surgió. Pues en lo nuestro igual. Me alegro por que Faro de Vigo descubra que estamos mal, al fin. Pero nos deben explicar por qué se equivocaron tanto nuestras élites desde 2004. Debieran además esas élites pedirnos perdón, porque nos han mentido y engañado y pretenden seguir haciéndolo, buscando solo un chivo expiatorio y seguir manteniendo un modelo clientelar que solo puede ofrecer fracaso y miseria.

Un amigo ejemplar

Estos días el ínclito Abel Caballero ha dicho que Manuel Rodríguez es un empresario ejemplar y que su cese como vocal del Consorcio de la Zona Franca, donde sentaba su culo desde mediados de los años 80 cuando el señor Caballero, a la sazón ministro del segundo gobierno de Felipe González, indujera su nombramiento, era una purga. La gente del común debe saber cosas de este corcho que lleva más de 20 años como vocal, sobreviviendo a cuatro cambios de delegado del estado en Zona Franca. Un corcho que vio pasar delante de sí a seis alcaldes antes de la llegada de su amigo Caballero en 2007. Un corcho que vio pasar cuatro presidentes de gobierno, y él siempre se mantenía en su puesto de vocal.

Este hombre, que empezó como un subcontratista de ASCON, ha escalado hasta acumular un gran número de empresas. Sin duda su primer golpe de fortuna fue cuando el estado, con vaya sorpresa Abel Caballero de ministro y su alumna Elena Espinosa en la ZUR, le regalamos los varaderos de ríos y Meira que habían quedado vacíos tras el traumático cierre de ASCON, película los lunes al sol. ASCON pasó a ser Metal Ships y Polyships con dique flotante, el único en Galicia, dentro del pack regalo del gobierno donde estaba Abel Caballero, inicialmente diputado en las cortes por A Coruña. El gobierno donde estaba Abel concedió vía ayudas del fondo de empleo de la reconversión, más de 400 millones para recolocar parados del naval, incluso de ASCON. Verán que este es un pelotazo en toda regla que solo se puede hacer con la complicidad del poder, complicidad que “Rodman”, ápodo con el que se le conoce, siempre tuvo con el poder.

Bueno, siempre no. Era 1993 y Rodman con la complicidad de Espinosa, entonces presidenta de la Autoridad Portuaria, propuesta para variar por Abel Caballero, y López Peña como delegado del estado en Zona Franca, consigue primero la concesión portuaria y después la declaración de zona franca, exenta de impuestos, para meter una macro gasolinera con 30 millones de metros cúbicos de combustibles en el relleno de Bouzas. La empresa se llamaba Petrovigo. La intención: vender combustible sin IVA a los barcos de gran tonelaje que pasan delante de las islas Cíes. Muchos vigueses se movilizaron para impedir ese atentado contra la ría y nuestro mayor patrimonio medioambiental. Todos los permisos del gobierno central comandado por el PSOE y la Xunta de Manuel Fraga estaban dados, pero había un pequeño problema: no había plan del puerto que diese cobertura a semejante idea y el Plan General de la ciudad no preveía esos usos. El Concello de Vigo con el alcalde Príncipe dijeron no y Vigo respiró tranquila. Se supo después que la operación era vender Petrovigo con la licencia municipal a la empresa saudí ARAMCO…. Otro pelotazo más grande que el de ASCON, pero este no salió porque un gobierno municipal no se vendió ni traicionó a ciudad.

El gobierno socialista y el PP mimaron siempre a Rodman. Miles de millones de pesetas salieron bien de los presupuestos generales vía lanchas de Guardia Civil y Aduanas, bien vía créditos a países del tercer mundo para ayuda al desarrollo que se utilizaban para pagar barcos de poliéster que hacía Rodman. Pero miren si cuida Manuel Rodríguez a los que le ayudan, que la señora Espinosa y el señor López Peña terminaron trabajando en su grupo empresarial. Puertas giratorias en estado puro. Y para terminar, la venta del grupo a un magnate chino encarcelado por corrupción y con vínculos denunciados por la CIA con las élites corruptas de Angola.

Este es el ejemplar amigo de Caballero que se sirve para provecho propio de sus conexiones con el poder. Detrás de él siempre el escándalo, trafico influencias, etc. Y dejo para otro día su historia con Caixavigo y la de la recomendada de Abel, doña Pilar Cibrán. Habrá más y más sabrosas historias de para lo que no debe servir el poder político. ¿Entienden ahora el cabreo de Caballero con Pedrosa por la “purga”?. Bien doña Teresa por no tragar los negocietes del sátrapa.

Otro fiasco

En los últimos diez días una mala noticia ha sacudido un poco la modorra, el sopor en que se mantiene narcotizada la sociedad viguesa. Aunque la empresa TERMAVI, los que mandan en carga y descarga del puerto de Vigo, lo sabían desde hacía tiempo, callaron y callaron que su oferta para operar el tráfico de contenedores de MAERSK en la terminal viguesa era peor que la presentada por una empresa de la competencia en el puerto de Marín.

Una vez más los capos, los que mandan, la cagan y 1.800 millones de mercancía que se manipulaban en puerto de Vigo se pasarán a manipular, si no lo remediamos, en el puerto de Marín. Calculen las horas de trabajo y los millones de euros que perdemos toda la sociedad viguesa por la negligencia de un trocito de nuestras élites. Porque esta no es una decisión que se la debamos a Feijóo, como intenta acusar Caballero, esto se lo debemos a TERMAVI, empresa concesionaria de la carga y descarga de contenedores ya en los tiempos de Caballero en el puerto de Vigo. Quienes hicieron una mala oferta fueron los jefes de TERMAVI, parte de esa élite empresarial y política que nos lleva al declive. Hoy TERMAVI, ayer Gayoso en Caixanova, Viñas y García Costas en Barreras. Pongámosle nombres y vean lo que sale.

Pero mi obligación es dar una solución: el Concello de Vigo en pleno, y a Abel Caballero le sobran votos y concejales para hacerlo de inmediato, debe presentar las acciones judiciales, civiles, penales y administrativas que permitan cumplir la sentencia del Tribunal Supremo que declara ilegal el muelle de Marín donde pretende operar MAERSK a partir del 18 de mayo. En un estado de derecho hay que defender la legalidad y el muelle de Marín es ilegal, por tanto no se puede usar y debe ser clausurado hasta que cumpla con los requisitos legales vigentes.

Eso, usar la ley para defender Vigo, caiga quien caiga, es lo que hay que hacer y no buscar falsos culpables, escurrir el bulto o escaparse por los cerros de Úbeda. Eso fue lo que propuse hacer cuando el FROB infravaloró el capital de Caixanova, y que Abel Caballero no hizo para no molestar a Zapatero y destapar la desastrosa gestión de Gayoso. Veremos si tienen el valor cívico y político de usar las armas que el estado de derecho nos brinda, o simplemente haremos una comedia bufa más de localismo populachero, jaleado por los altavoces pagados de siempre. Veamos editoriales y votaciones en plenos, Concello, Diputación y Autoridad Portuaria y no lamentos lastimeros. De momento, solo se ha convocado el consejo de la Autoridad Portuaria que preside López Veiga, del Concello que preside Abel Caballero no sabemos nada, pero tampoco de la Marea, el PP o Podemos.