Alta traición a Vigo 2

Desde estas página denunciamos el nefasto acuerdo para los intereses de Vigo que suponía lo que Abel Caballero definía como absorción de facto de la arruinada Caixagalicia por la maravillosa Caixanova.

En ese momento, fuimos los únicos, y no se nos quiso oír, que era un grave error ceder la sede fiscal a cambio de mantener de presidente a Gayoso y director general a Pego. Dijimos: los cargos y las personas son temporales, las sedes fiscales son para siempre. Y ahora el tiempo nos da la razón.
Caixanova también estaba podrida por créditos mal dados a amiguetes de las élites, las inversiones en Sacyr, etc., resultaron letales. Ese personaje famoso en el momento álgido de la burbuja inmobiliaria, el Pocero, era otro de los clientes estrella de Caixanova. En resumen Gayoso y Méndez, ambos, eran unos golfos.

Supimos después que la cúpula formada por Gayoso, Pego, Gorriarán y Estrada habían ocultado escandalosas retribuciones de más de 40 millones de euros, por eso tienen una causa pendiente en la Audiencia Nacional.

Por ultimo, se vendió Novacaixagalicia y claro, la sede fiscal sigue en A Coruña y los amigos de Abel Caballero esperando juicio y claro, ahora los nuevos propietarios convocan a todos los empleados en A Coruña el día 21 porque la sede que tan sabiamente cedieron Gayoso y Pego y bendijo Abel Caballero, sigue estando en A Coruña.

Vigueses, por favor, no echen la culpa a otros. Los traidores son de aquí y se encuentran entre nosotros. Gayoso, Pego y Caballero vivían en Vigo en el momento de tomar la decisión. Cabe destacar que dos de ellos no nacieron aquí, quizás de ahí el desapego por la ciudad y su preferencia por una jubilación dorada, eso sí, pagada por muchos de esos ciudadanos a los que vendieron y traicionaron. Son ellos los que por sus intereses particulares, el poder y la pasta, vendieron el interés de Vigo. Traidores.

Para volver a poner a Vigo en el mapa financiero, para impedir que nos vuelvan a engañar y por otras muchas razones que ustedes saben y venimos comentando en esta página, recuerden que en menos de un año tendremos la oportunidad de expulsar a los traidores con nuestros votos.

Alcalde, sus amigos pueden ser los siguientes 9

La audiencia nacional ha condenado hoy a unos directivos de la antigua Caixa Penedés que se habían autoconcedido indemnizaciones y fondos de pensiones por más de 28 millones de euros. ¿Les suena esta música?.

Les recuerdo que el doctor honoris causa por la Universidad de Vigo, don Julio Fernández Gayoso, goza de una pensión vitalicia y hereditaria de más de 600.000 euros desde hace ya casi diez años, compatibles por supuesto con los honorarios que percibió por presidir Caixanova y participar en diferentes consejos de administración. Lo que se viene llamando “un chollo”. Los chicos de este individuo, los señores Pego, Estrada y Gorriarán, se llevaron más de 30 millones de euros. Y el alcalde de Vigo, ¿qué dice ante semejante desfalco?. Nada, Abel Caballero calla. Solo habló cuando pronunció la laudatio, la alabanza al doctor honoris causa Julio Gayoso.

No nos olvidemos también de la parte de Caixa Galicia, el señor Méndez, que estaba el otro día riéndose en el palco del Santiago Bernabéu, normal quizás después de llevarse más de 13 millones de euros y sin pasar siquiera por el apuro de los tribunales.

¿Comprenden por qué es el momento de hacer el 24 de mayo de 2015 el cambio en el Ayuntamiento de Vigo?, cambio para no tener muditos comprados representando a esta ciudad, que se callan ante los desmanes de los que llevaron a la quiebra la que un día fue Caja de Ahorros Municipal de Vigo.

Entre golfos 1

Vean la asombrosa noticia de como se colocan, y qué bien, los chicos de José Luis Rodríguez Zapatero.

El ciudadano José Manuel Campa, antes de ser secretario de estado de economía en el gobierno de Zapatero, fue un águila que consiguió vender acciones en el año 2006 de una empresa que fundó, General de Alquiler de Maquinaria (GAM), dedicada al alquiler de maquinaria para la construcción, a los golfos que regentaban las cajas de ahorro. Entre los “pillos” que picaron comprando destacó, como no podía ser de otra manera, don Julio Fernández Gayoso, ex-todo en la extinta Caixanova. Como era de recibo, el tal José Manuel Campa devolvió el favor cuando, ya siendo secretario de estado de economía después de ser nombrado en 2009, abogó por el mantenimiento del señor Gayoso al frente de Novacaixagalicia hasta que los números rojos hicieron imposible su continuidad.

El precio de las acciones que Gayoso compró ahora tienen un valor de 0,74 euros, es decir, los ciudadanos y clientes de Caixanova perdimos en esta ruinosa operación cerca de 60 millones de euros.

Pues bien, ahora el señor Campa es fichado por Emilio Botín como director del área de relaciones con inversores y analistas del grupo Santander. Les recuerdo que en el último consejo de ministros de ese fenómeno progresista llamado José Luis Rodríguez Zapatero, y junto con su fiel escudero Blanco, decidieron indultar a un tal Alfredo Sáenz, consejero delegado del grupo Santander presidido por el inefable Emilio Botín.

¿Ven ustedes los sucios y continuos trapicheos de estas élites corrompidas que no hacen más que enriquecerse entre ellos a costa de los ciudadanos?, ¿entienden así por qué defiendo con tanta vehemencia la necesidad urgente del cambio democrático?.

La herencia de los señores Caballero, Gayoso y Pego 6

De todos ustedes es sabido que fui de las pocas voces, por no decir la única, que denunció la nefasta gestión de Caixanova en los años 2000 y la vil mentira que vendieron a la opinión publica viguesa el señor Abel Caballero y el tándem de magníficos gestores venido de Caixanova Julio Fernández Gayoso-José Luis Pego durante la fusión de las cajas gallegas.

¿Recuerdan que nos dijeron que era una absorción, que ceder la sede a A Coruña era una nadería, que lo importante era el puesto de los señores Gayoso y Pego?. Yo dije que estábamos cometiendo un error histórico, porque los hombres pasan pero la sede permanece. Pues aquí tienen esta carta de una persona que trabaja en los servicios centrales de Novagalicia en Vigo y que se van a extinguir con la nueva organización planteada por Banesco.

Buenos días.
Parece que en su correo del otro día estaba usted anticipándose a algo que aquí no se veía venir.
Hoy ha salido nuevo organigrama y en el hay más de el doble de mandos de Caixa Galicia que de Caixanova. A mayores, a muchos de los equipos de Vigo nos están pidiendo que nos desplacemos a Coruña si queremos continuar. Aquí quedará poco y parece que lo que quede no será por mucho tiempo.
Un abrazo.

Esta persona asistió a aquella manifestacion-manipulación y se tira de los pelos viendo como le han dinamitado su vida laboral para salvar los puestos (y pensiones de oro de algunos) de Gayoso, Pego y Caballero. Me apuesto una cena con ustedes a que no se va a convocar ni desde el Concello de Vigo ni desde los periódicos una movilización para que den un trato justo a los servicios y cuadros directivos de Vigo. Abel Caballero no quiere enfrentarse con los poderosos, ya ha demostrado que prefiere estar de su lado. Por otro lado, los voceros de la opinión pública no quieren perder su tajada de la publicidad que paga el banco.

Algunos nos preocupamos por el pan de los vigueses, otros viven en un circo. Cada día hay más razones, por si no había suficientes, para hacer el cambio democrático en el Concello de Vigo el próximo 24 de mayo de 2015 con las elecciones municipales.

Denuncia escrita por el Auditoriazo

Como algunos sabrán, el 18 de octubre de 2013 comparecí durante más de 60 minutos ante la comisión de investigación del pleno del Concello de Vigo, sobre la situación calamitosa de la concesión del Auditorio Mar de Vigo. Quisieron impedir que lo que dijera allí se recogiera en actas y por eso, hace un mes, fui requerido para testimoniar por escrito. Aquí tienen el documento completo con sello del registro que entregué hoy con declaración escrita.

Las amistades peligrosas de Abel Caballero con su amigo Julio Fernández Gayoso de Caixanova, nos van a costar entre 30 y 50 millones de euros. Pero eso no es lo peor. Lo peor es que han destrozado una oportunidad única de regenerar el borde marítimo portuario de Vigo. Esa zona sigue a día de hoy degradada por los favores entre las élites que dirigieron esta ciudad en los últimos años, por eso el cambio democrático es necesario.

Aquí tienen el texto íntegro de mis declaraciones:
Respuestas por escrito a la petición formulada por el presidente de la comisión especial de investigación sobre la situación del AUDITORIO MAR DE VIGO
PREGUNTA 1: Explicación e informe del plan inicial del auditorio.
Respuesta: La operación del Auditorio y Palacio de Congresos Mar de Vigo es la continuación de la operación de recuperar el borde marítimo del casco urbano de la ciudad que se inicia en mi mandato 1991-1995 con el programa urbanístico premiado a nivel europeo conocido como “Abrir Vigo al Mar”.
El Consejo Económico y Social, siendo alcalde D. Manuel Pérez, que me sucedió a mí, decidió por unanimidad desarrollar un ambicioso proyecto para crear una prolongación del casco urbano en el entorno del edificio abandonado, donde había funcionado la señera empresa viguesa Casa Mar.
Se trataba de recuperar la avenida de Beiramar y Jacinto Benavente con naves industriales abandonadas (Casa Mar, Cordelerías Mar…, etc) para desarrollar un nuevo barrio que abriese nuevas posibilidades habitacionales y de industrias culturales y de servicios de alto valor añadido.
El objetivo final era llevar la ciudad hasta la rotonda de Barreras y manteniendo los usos portuarios, demostrar que no solo es posible sino que es conveniente como se ha hecho en Baltimore, Boston, San Francisco, Le Havre o más cerca Barcelona, Malaga, Bilbao o Lisboa, reconciliar ciudad-puerto.
PREGUNTA 2: ¿Existen, a su juicio, irregularidades por parte del gobierno municipal actual en la actual problemática que vive el complejo auditorio Mar de Vigo?
RESPUESTA: Estoy convencido que sí. Por eso se lo expresé en mi comparecencia de 60 minutos ante la comisión que usted preside. Me indigna la farsa de acta que propone el secretario del pleno del Concello que en vez de actuar de notario actúa de abogado defensor del gobierno municipal y el alcalde. Actúa así, porque él sabe, como se lo dije a la cara, que el acuerdo adoptado por la junta de gobierno local del 31 de marzo de 2008 es manifiestamente contrario al interés general de la ciudad, abriendo el camino para todas las desgracias que han ocurrido a continuación en las cuales se produce un deterioro de las arcas públicas. En la actualidad ya se han pagado más de cinco millones de euros, no previstos y anuncio ya, que tendremos que hacer frente, con el dinero de todos los vigueses, a una cantidad final superior a los treinta millones de euros en el mejor de los casos.
Ese acuerdo lesivo para las arcas municipales supuso la variación de un contrato haciendo recaer sobre los fondos públicos las imprevisiones y errores de la empresa adjudicataria, es decir, en ese acuerdo el gobierno municipal de la ciudad de Vigo presidido por el Señor Caballero, admite menos metros construidos de los previstos en el concurso inicial, menos equipamientos de los previstos y firmados en el contrato de adjudicación, más precio por metro cuadrado de edificación.
Pero ese acuerdo, además, llevaba dentro más problemas a futuro. Si se construyen menos instalaciones para alquilar no se puede recuperar la parte privada de la inversión en el tiempo del contrato inicial. Estoy convencido de que el alcalde y el gobierno municipal, cuando adoptan el acuerdo, saben que en poco tiempo más tendrían que inyectar más dinero público y alargar el tiempo de la concesión y así fue. Acuerdos posteriores obligaron a revisar el plan económico financiero de la concesión y el ayuntamiento tuvo que aportar con fondos propios 5.003.892€ y aumentar el plazo de concesión a 60 años.
Finalizadas las elecciones municipales de 2011 se destapa el velo que se había ocultado a la opinión pública, y el 6 de julio de 2012 la junta de gobierno local presidida por el señor Caballero acuerda los primeros cinco millones de euros y la ampliación de la concesión.
Es ilegal que la modificación del contrato inicial realizada en 31 de marzo de 2008 se hiciera sin los informes preceptivos del secretario y del interventor municipal. Es más, tal y como afirmé en mi comparecencia pública ante ustedes y que el secretario se negó a recoger, el asesor jurídico dice claramente que no le compete informar y dice los artículos del reglamento que obligaban al informe preceptivo del secretario e interventor municipal. Por informaciones que he ido recabando me consta que al interventor del momento aquel no se le solicitó informe y el secretario, que después de una excursión a la junta de Galicia vuelve al mismo puesto, deberá explicar su silencio ni tan siquiera cuando el asesor jurídico lo coloca delante de su responsabilidad.
Tengo la convicción de que igual que en la adjudicación se evitó el informe de los técnicos municipales para poder adjudicar a la UTE donde estaba Caixanova. Posteriormente el gobierno municipal del momento pensó más en los intereses de Caixanova que en los intereses de la ciudad y las arcas municipales. Les recuerdo a ustedes la intima vinculación de los señores Gayoso y Caballero durante ese tiempo histórico, vinculación que ya tenía raíces cuando el señor Caballero pronunció la loa del señor Gayoso en el acto de su doctorado Honoris Causa, por no remontarme a los trabajos financiados por Caixanova en que ha participado el señor Caballero.
Por último, denuncié ante ustedes y no se recogió en el acta, que la empresa concesionaria del catering se selecciona sin concurso y casualmente se adjudica a un conocido militante y destacado apoyante del señor Caballero en la agrupación municipal socialista de Vigo. También denuncié, y no se recogió en el acta, que la esposa del concejal Regades vino desarrollando las funciones de relaciones públicas de la empresa, seleccionada sin concurso, para explotar los eventos culturales y comerciales del auditorio y palacio de congresos. Es más, el señor Regades, a pesar de esta relación familiar participo en las votaciones que le supusieron al ayuntamiento un aumento en las aportaciones dinerarias y del tiempo de concesión.
Me consta que en la actualidad se está retrasando todo para que la bomba estalle después de las elecciones municipales de 2015, y ante la inevitable suspensión de pagos, el Ayuntamiento tenga que hacer frente a una cantidad no inferior a 30 millones de euros, y que tales conversaciones se le están hurtando a la opinión pública. Indaguen cual es la duración del contrato de la nueva unidad hotelera, me temo que es un año y después ya veremos si renovamos.

PREGUNTA 3: ¿Hay determinados acuerdos en la concesión que se han incumplido?
RESPUESTA: Todos. Hemos pagado más dinero por menos y peores instalaciones y dándole más tiempo al sector privado y todo se hizo para poder inaugurar antes de las municipales de 2011 cuando lo lógico hubiera sido rescindir el contrato inicial ante la presentación el 16 de julio de 2007 de un proyecto por un importe total de 151.383.119€ cuando la sociedad adjudicataria preveía el 8 de octubre de 2006 una inversión de 82.490.720€ y la proposición que resultó adjudicataria preveía una inversión de 85.716.699€ y un plazo de concesión de 35 años.
PREGUNTA 4: ¿Valoración de la actividad cultural en el auditorio?
RESPUESTA: Como ciudadano tengo una valoración pero quien tiene que decidir la programación son los programadores y yo llevo 10 años fuera del Ayuntamiento. Por respeto a las instituciones me guardo mi opinión como ciudadano.
PREGUNTA 5: ¿Ve soluciones a la problemática actual?
RESPUESTA: Sin duda y ninguna va a ser gratis. Se debe aspirar a minimizar el perjuicio para las arcas públicas municipales pero los vigueses deben saber que va a ser de varias decenas de millones de euros y pasará, ineludiblemente, por el rescate de la concesión para que no sigamos financiando al sector privado sin orden ni concierto. Las formulas, como usted comprenderá, no se las voy a dar yo a los que están en el pleno, son ustedes las que tienen que encontrarlas, y si no son capaces otros vendrán que lo harán.
PREGUNTA 6: ¿Está de acuerdo con el acta de su comparecencia ante esta comisión del pasado día 18 de octubre?
RESPUESTA: No. Por eso le mando este escrito por registro, porque creo que el Secretario, que sabe que no se actuó correctamente en este tema, está preparando la estrategia de defensa ante los pleitos que se avecinan de índole civil e incluso penal, y como lo que digo incomoda al gobierno y a algunos funcionarios que hicieron de “Don Tancredo” pues intenta silenciarme y está en su derecho, igual que yo debo decir aquello que creo que es bueno para mi ciudad con independencia de que me cree algunos problemas con alguno de ustedes.
Quedo a disposición de ustedes y de las autoridades competentes para lo que fuera menester.
En Vigo, a nueve de marzo de 2014

Fdo: Carlos A. González Príncipe

La justicia y los amigos de Abel 1

Parece, pero no se fíen, que los amigos de Abel Caballero, los que le ayudaron a hacer la manifestación que engañó a miles de vigueses ocultando la estafa de Caixanova, van a ser juzgados. Menos mal que se sentarán en el banquillo después de arruinar a miles de familias con productos tóxicos, hundir la obra social y llevarse para casa miles de millones de las antiguas pesetas en indemnizaciones y fondos de pensiones escandalosos.

¿Qué dirá nuestro sátrapa en la manifestación que convoca hoy?, apuesto por que no contesta. Su silencio, en alguien que habla tanto, es prueba de su complicidad en el saqueo de Caixanova, que se realizó mientras el Concello de Vigo, entidad fundadora y con presencia en los órganos directivos de la entidad aplaudía las maniobras de Gayoso y sus mariachis.

¡Ay Vigo!, ¿dónde está tu ética calvinista del esfuerzo, el mérito y el trabajo?.

Gracias a Castellano y González-Bueno

Se acabó la pesadilla de los que deseaban que Galicia desapareciera del mapa financiero. Si en el artículo, publicado primero en esta web y ayer en La Voz de Galicia(edición empresa y online), hablaba de ganadores y perdedores, les recomiendo que lo lean a los que no lo hayan hecho y doy las gracias por comentarios.

Con ester artículo quiero hacer mención especial, agradecer y reconocer a los decentes, aquellas personas que han permitido que esta pesadilla acabase bien. Me refiero a José María Castellano y César González-Bueno, hicieron las cosas necesarias para resucitar el muerto y darle una nueva vida financiera a Galicia. Se van sin indemnizaciones de escándalo, humildemente, habiendo puesto los intereses de la sociedad por encima de los suyos. Compárenlos con Gayoso, Pego, Méndez y compañía. Estos son ciudadanos decentes, gracias y hasta siempre.

Galicia sigue viva en el mapa financiero, a pesar de algunos 4

La decisión del FROB, adjudicando Novagalicia banco al grupo Banesco, que ha presentado la mejor oferta por la caja gallega, es una buena noticia para Galicia, ya que de esta forma conseguimos mantenernos en el mapa financiero español.

Con esta decisión gana Galicia, pero también los gallegos, que tendremos más opciones de crédito y servicios financieros competitivos en un mercado fuertemente oligopolizado.Ganan los trabajadores de Novagalicia, que no serán sometidos a un traumático ajuste laboral.
Ganamos los que durante cinco largos años no nos resignamos a perder músculo financiero, y entre nosotros, sensiblemente gana Alberto Núñez Feijóo, sin él y sin gente del BNG y algunos socialistas sensatos, esta victoria no se habría conseguido.

Pierden los sátrapas Julio Fernández Gayoso, Méndez y sus corifeos de PSOE, PP y compañía que han hundido las viejas cajas. Pierde la ciudad de Vigo, que se suicidó inducida por defender los intereses personales de Gayoso, ser presidente a cambio de renunciar a la sede fiscal.

Este suicidio de Vigo, fue dirigido por Abel Caballero y sus comparsas, miembros del consejo de administración de Caixanova y supuestos líderes sociales que estaban comprados por el viejo tahúr que está imputado ante la Audiencia Nacional. Cuando alguien lleva a una derrota histórica a su ciudad y es alcalde, si es decente, dimite. Si una sociedad es decente y su alcalde se demuestra que defendió intereses individuales de personas como Julio Gayoso por encima de la ciudad, como es el caso de Abel Caballero, en la primera oportunidad democrática, si él no se va, lo cambia. Eso espero que pase en Vigo, el 24 de mayo 2015. Lo viviremos.

Las élites y Abel Caballero 3

Les invito a que lean las informaciones de hoy mismo en medios de comunicación franceses y de Galicia referentes a privilegios y latrocinios que han cometido algunos miembros de las élites que han tenido relación con Vigo y han recibido apoyo político y económico de nuestro Concello, representado por Abel Caballero en los últimos 7 años.

El primer caso lo conocen bien los seguidores de esta web. Me refiero, como no, a don Julio Fernández Gayoso, ex presidente y consejero delegado de Caixanova. Este protector de Abel Caballero, al que financió varios trabajos de supuesta investigación y al que contrató de profesor para su escuela de negocios a 40.000 pesetas la hora, se asignó una jubilación de 350.000 euros anuales a pagar de por vida por Caixanova. Como no debía ser suficiente debido a su “inexcusable” gestión al frente de la caja municipal, ante la fusión, vio la oportunidad de subirse la modesta pensión a 610.000 euros, justo 5 días antes de la fusión que originó Novagalicia banco y que nos ha costado a los contribuyentes la pequeña cantidad de casi 10.000 millones de euros. Mientras Gayoso y sus chicos se trapicheaban sus pensiones e indemnizaciones de oro, Abel y su orfeón lo proclamaban como gran timonel del sistema financiero gallego, convocaba manifestaciones de apoyo incondicional y le adjudicaba siniestramente el fracaso del Auditorio Mar de Vigo. Cuando al final se supo la fraudulenta y ruinosa gestión de la antigua caja municipal, Abel Caballero nunca condenó las pensiones e indemnizaciones que han costado casi 80 millones de euros, ni tan siquiera votó por retirarle la medalla de la ciudad, que propuso inicialmente este ciudadano y que culminó con un acuerdo plenario en el cual el grupo municipal socialista de Abel Caballero se negó a votar la retirada de la distinción. Ni una sola declaración pública o privada que afease el comportamiento inmoral del personaje conocido como don Julio.

Pero hete aquí que hoy la CGT francesa ha descubierto que el señor Philippe Varin, presidente saliente de PSA-Citröen y que será sustituido por Carlos Tavares, pueda percibir 350.000 euros netos anules de pensión indemnizatoria hasta un montante total de 21 millones, por haber hundido la compañía. Sabemos que nuestro Concello acaba de aprobar la subvención a PSA-Citröen de 500.000 euros, es decir, tenemos niños vigueses en el borde de la pobreza absoluta, familias desahuciadas y nuestro ínclito y amado líder subvenciona a la multinacional, caso único en la historia municipal mundial. ¡Único!, ningún otro ayuntamiento en el mundo ha subvencionado a una empresa del automóvil: ni Detroit, ni Yokohama, ni Barcelona, ni París. Está visto que el señor Abel Caballero es débil con los fuertes y Vigo necesita cambiar su relación con las élites que se aprovechan de la gente. Vigo necesita un alcalde de los ciudadanos y no al servicio de las élites.

Auditorio Mar de Vigo: una estafa programada 1

El inefable Abel Caballero y su amigo y empleador Julio Fernández Gayoso programaron, haciendo trampas y manipulando concurso y contratos públicos, la estafa al pueblo de Vigo que es ya el Auditorio Mar de Vigo.

La que iba a ser la nueva Beiramar se ha quedado en la ruina que muy certeramente describe en Faro de Vigo de hoy, en su columna El patio de Cachamuiña, Javier Mosquera. Léanlo porque ahí verán la otra cara del Vigo que heredaremos del paso de Abel Caballero por la alcaldía de Vigo.

El próximo viernes a las 12, ante la comisión de seguimiento del Auditorio Mar de Vigo, contaré quiénes, cómo y por qué se transformó en ruina lo que debía ser un proceso de regeneración urbana de la ciudad. Ese mismo viernes 18 de Octubre a las 12, por primera vez volveré a pisar el edificio del Concello de Vigo al que no había vuelto desde 2003 después de más de 10 años sin pisarlo.